Michela Mezzavilla y el toque español de la iluminación

Michela Mezzavilla

¿Cómo ha evolucionado la cultura del diseño de iluminación en los últimos diez años? Es la pregunta que investiga Michela Mezzavilla, como miembro de la comunidad española de diseñadores de iluminación, parte de su obra fue presentada durante la PLDC de Madrid 2011.

Aunque el enfoque del estudio es regional, muchas de las ideas podrían servir para otros partes del mundo y sobre todo en los países del hemisferio sur, donde la evolución de la profesión del diseño de iluminación comenzó un poco más tarde.

Michela Mezavilla es italiana de nacimiento y se ha desarrollado como arquitecta. Dio sus primeros pasos como diseñadora de Iluminación al trabajar para exhibiciones y cortometrajes en Venecia. En el año 2000 se estableció en Barcelona, donde es directora de diseño de iluminación en IED, lugar en el que ha sido profesora residente desde 2002. Además ha contribuido para otras instituciones educativas que se dedican al estudio del diseño de iluminación.

A continuación presentamos el texto de la conferencia:

proyectoiguzzini

La profesión del diseño de iluminación en España se ha desarrollado en los últimos 20 años. En los 80 y 90 el diseño arquitectónico de iluminación fue proveído directamente por los fabricantes. Durante los primeros años de democracia llegaron muchos arquitectos famosos a España, muchos de ellos con la residencia como diseñadores de iluminación. Estos fueron los primeros pasos para el establecimiento y reconocimiento del diseñador de iluminación como la figura de un profesional independiente en España. La explosión económica y las investigaciones desarrolladas por otros países hicieron el resto, ya que facilitaron la introducción de las nuevas tecnologías así como de nuevas especializaciones.

Para finales de los 90 e inicios del año 2000 hubo bastante actividad en la construcción y en el campo de la Arquitectura, España se convirtió en un lugar atractivo para arquitectos y mentes creativas de todas partes del mundo. Fue entonces cuando nacieron algunas reconocidas oficinas de diseño de iluminación. En 2005 cuando el proyecto del Paseo del Ovalo de Maurici Gines recibió el premio al merito de la IALD y ganara reconocimiento internacional, se convirtió este en el tiempo idóneo para que otros despachos españoles entraran en escena; la Asociación Española de Diseñadores Profesionales de Iluminación (APDI) se fundó en 2008 y ahora está conformada por 23 miembros profesionales.

¿Quién diseña iluminación en España?

banco de españa

Cada vez más despachos independientes de diseño de iluminación, que se establecieran oficialmente hace unos años, actualmente están como profesionales ya que sus experiencias los han envuelto en la industria de la iluminación durante muchos años. Muchos iniciaron con una oportunidad, siguiendo la intuición o algún tipo de flechazo por la luz y sus posibilidades.

La profesión del diseño de iluminación era mayormente desconocida en España y se necesitó, y todavía, de mucho trabajo y dedicación para su introducción en este país. La necesidad de reconocimiento, junto con una genuina pasión por la luz, son quizá las razones principales por las que el gremio se encuentra promoviendo la cultura de la luz junto con la enseñanza, investigación y otras actividades.

Con algunas excepciones a la regla, los arquitectos son los primeros clientes de los diseñadores de iluminación en España, seguidos por los constructores, propietarios y otras instituciones. El territorio principal para el diseñador de iluminación en España sigue siendo España misma. En el lado cultural, otra cosa que tenemos en común es una sensibilidad especial por la luz del Mediterráneo, la escala humana y la comunicación.

¿A qué retos nos enfrentamos y cuáles son nuestras posibilidades?

Iluminación en España

El primer reto para el diseñador de iluminación en España es todavía su propia definición de identidad. El trabajo requiere creatividad, talento, investigación, inventiva, sustentabilidad y conocimiento de las regulaciones de mercado, lo anterior para poder ponerse en el mismo nivel de lenguaje que los arquitectos, electricistas, ingenieros y propietarios.

La relación entre el diseñador de iluminación y el arquitecto es otro tema interesante. El arquitecto es el cliente ideal para el diseñador de iluminación, todo arquitecto que ha trabajado satisfactoriamente con un diseñador de iluminación reconoce la importancia de sus servicios y se convierte en su mejor aliado, respaldándolo y promoviéndolo. Cada vez más arquitectos, especialmente las generaciones jóvenes están convencidas de la importancia del diseño de iluminación. Algunos arquitectos todavía no entienden el rol del diseñador de iluminación, sin importar cómo éste se haya establecido, sus créditos aún no aparecen en los proyectos. Algunos arquitectos prefieren desarrollar el proyecto de iluminación por ellos mismos alejándose de las necesidades del cliente, en cambio el diseñador de iluminación se acerca más a los requerimientos de éste y genera beneficios para ambas partes.

Durante algunas conversaciones que he tenido he escuchado las palabras respeto, confianza y colaboración algunas veces, viniendo de igual forma de arquitectos, diseñadores de iluminación y fabricantes. Yo creo que tenemos la llave para otras oportunidades, especialmente el tiempo de crisis por el que estamos atravesando.

En el pasado, cuando existían muchos trabajos de construcción y los diseñadores de iluminación fueron menos reconocidos, algunos interesados se dieron el lujo de actuar agresivamente. En estos días la situación es mucho más sensible e incierta y hay una necesidad general de cooperación. Algunos fabricantes nos ven como sus principales rivales, tienen que llegar a términos de acuerdo con el rol del diseñador de iluminación, estando abiertos a mantener el equilibrio donde cada parte defiende su territorio, además de su contraparte para la supervivencia y el buen manejo del ecosistema de la iluminación. Los fabricantes también ven que los diseñadores de iluminación brindan un mayor valor agregado, no sólo como mentes creativas, sino en la gerencia del proyecto porque pueden hacer las veces de intermediarios entre el arquitecto y el propietario.

El diálogo entre el fabricante y el diseñador de iluminación es muy importante, como una forma de un fortalecimiento mutuo y como una forma de responder más eficientemente a las demandas del mercado.

Otro apartado dentro de las oportunidades que se vislumbran para el futuro en España es la planeación urbana. La eficiencia energética y la sustentabilidad son otros tópicos importantes.

El total de la información acerca de nuevas tecnologías de iluminación publicadas son confusas y tediosas para la gente común. El diseñador de iluminación tiene el deber y la oportunidad de actuar como un traductor de toda esta información y establecerse como un experto.

Todas estas oportunidades se centran en España, pero un aire fresco puede además llegar desde el extranjero. Los diseñadores de iluminación españoles están perfectamente preparados para exportar su experiencia, esto ha iniciado siguiendo a los arquitectos españoles, o entre las propias iniciativas de los diseñadores de iluminación, lo que podría potenciar su expansión en el futuro.

La escolarización del diseño de iluminación ha crecido exponencialmente en los últimos diez años en España. En los 80s y 90s los fabricantes fueron los principales promotores de la formación en diseño de iluminación en el país, entre talleres, conferencias e iniciativas de entrenamiento, pero en los últimos diez años muchas escuelas e instituciones han establecido diferentes carreras y cursos sobre diseño de iluminación, pasando por talleres cortos hasta maestrías y programas de grado de tiempo completo en las universidades españolas.

Hay mucho interés alrededor del diseño de iluminación y esos cursos han sido muy satisfactorios, cada uno con su contenido muy particular. En las pláticas que he tenido he escuchado muchos puntos de vista diferentes insistiendo en la necesidad de una mayor oferta educativa en iluminación.

¿Cuál es el objetivo de tener y ofrecer muchas opciones de educación cuando el mercado puede absorber fuertemente a los profesionales del diseño de iluminación?

Iluminación

Después de hablar con estudiantes y diferentes grupos de interés llegué a la conclusión de que esto es muy positivo de cualquier modo. No toda la gente que sigue estos cursos está realmente interesada o preparada para ser diseñadores de iluminación. El perfil de los estudiantes es de arquitectos y diseñadores de iluminación con un pequeño porcentaje de ingenieros y otras profesiones. Algunos asisten a esos cursos solo por curiosidad, otro tanto son realmente apasionados por la luz y están preparados para dedicarse por el resto de su vida al diseño de iluminación y a continuar con el proceso de aprendizaje que implica la profesión y unos pocos terminan aburridos y desencantados pensando que el diseño de iluminación no es como cocinar y que es una disciplina con alta complejidad.

Así que viéndolo desde un ángulo diferente, esto nos lleva a dar otro gran paso: Todos esos estudiantes que tienen la experiencia del estudio del diseño de iluminación de primera mano, están consientes de la complejidad de los temas y conocimientos que un diseñador debe tener a la mano así como del valor agregado de esta profesión.

Una cosa que es específica en el mercado español en nuestros días es el gran esfuerzo por promover la cultura de la luz: tanto fabricantes como diseñadores de iluminación están uniendo esfuerzos no solo para la educación formal sino también para promover conferencias y otros eventos culturales. Esto es muy positivo y generará un enorme abanico de oportunidades en el futuro.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: