Una buena oportunidad para la industria de la iluminación

verde

La puesta en marcha en México de la NOM 028 sobre el retiro de la tecnología incandescente, junto a la campaña del gobierno para crear conciencia sobre iluminación y ahorro de energía bajo el concepto Luz Sustentable, podría ser una gran oportunidad para la industria de la iluminación en lograr cambios de hábitos profundos hacia la sustentabilidad y el aprecio de la iluminación; sin embargo, lo más probable es que estos esfuerzos de comunicación no logren un cambio profundo. El problema es que la comunicación en los medios masivos sigue siendo superficial “pintada de verde” en la mayoría de los casos no se va más allá de slogans y cifras sin contexto dentro de informes de gobierno.

Un verdadero ahorro de energía va más allá de cambiar cuatro focos incandescente por fluorescentes compactos, la sustentabilidad es mas que plantar arbolitos o poner osos polares en los empaques. En este contexto, por lo que toca a la iluminación, se extraña tremendamente la voz de los expertos, de los diseñadores de iluminación, de los ingenieros, de los académicos. Ahora es el momento para que se aproveche que el tema está mucho más presente en la opinión pública para que se enseñe al ama de casa, al administrador de un condominio, al responsable de mantenimiento de una empresa, a todo el público, el valor de la luz en sus espacios cotidianos. Es tiempo de hablar sobre confort visual, control y diseño, de hacer reflexionar a los usuarios sobre cómo la luz cambia estados de animo, fomenta la productividad, reduce la inseguridad, resalta los colores, agranda los espacios. Es el momento justo para buscar que la gente aprecie y también exija buena iluminación en su calle, en su trabajo, en su escuela, no solo lámparas ahorradoras. Los expertos deben enseñar al público a que use la luz para vivir mejor, por supuesto sin dejar de incluir en el mensaje lo que toca a la eficiencia energética y el cuidado del medio ambiente.

Como se comentó al principio de estas líneas, el tema ahora esta en los medios, pero ¿dónde esta la voz de los expertos? incluyendo por supuesto a los grandes fabricantes de lámparas que se están beneficiando con el cambio, pero que no solo venden fluorescentes compactos, tienen otras tecnologías alternativas y siempre han manejado un discurso a favor de la cultura de la iluminación. Estas empresas, si lo deciden, tienen la fuerza y el presupuesto para tener una voz más activa en los medios masivos en favor de una cultura de la iluminación. Por nuestra parte, en Iluminet reiteramos nuestro compromiso de informar y dar el espacio para que la voz de los expertos y los fabricantes llegue más lejos. Esta ola verde es una magnifica oportunidad para que toda la industria de la iluminación vaya mucho más allá de vender millones de lámparas fluorescentes compactas, las cuales ni siquiera son una solución ideal para los problemas del medio ambiente. Quienes estamos inmersos de alguna manera en la industria de la iluminación artificial, incluidos nosotros como medio especializado, podemos enseñar a la gente a apreciar la luz, a vivir mejor y con responsabilidad hacia el medio ambiente. Con información de calidad podemos ayudar a que la gente profundice y por qué no, se enamore de la Iluminación, al tiempo que cuida al planeta para dejar un mundo mejor a las nuevas generaciones.

Luis Juan López Barreiro

3 comentarios en “Una buena oportunidad para la industria de la iluminación

  1. Es cierto que el ahorro energetico y el cambio de nuestra cultura sobre el uso adecuado de nuestras energias comienza con el cambio de CONCIENCIA pues con ello podremos apreciar el valor de los energeticos y de como los usamos y no solo con un cambio de focos ahorradores, que si bien es un paso adelante, a todos nosotros nos toca continuar con este cambio positivo para nuestro bien común.

  2. EL AHORRO ENERGETICO, NO SOLO ES CAMBIAR POR CAMBIAR, SINO EN LA BUENA ADMINISTRACION DE ENERGIA, ME PREGUNTO DESPUES DE CAMBIAR LOS MILLONES DE FOCOS INCANDESCENTES POR FLOURESCENTES, EN ALGUNOS AÑOS A DONDE VAN A PARAR LAS LAMPARAS FLOURESCENTES QUE EN SU INTERIOR CONTIENEN PRODUCTOS QUIMICOS QUE AL PONERSE EN CONTACTO CON EL MEDIO AMBIENTE CONTAMINAN.

    POR OTRO LADO LA CANTIDAD DE ARMONICOS QUE SE SUMARAN A LA RED DE SUMINISTRO ELECTRICO NOS PUEDE AFECTAR A NUESTROS APARATOS ELECTRONICOSS .

    ADEMAS HABEMOS PERSONAS QUE TENEMOS PROBLEMAS VISUALES AL UTIIZAR LUZ BLANCA, ESO REPERCUTE EN NUESTRO DESEMPEÑO Y NADIE LO HA TOMADO EN CUENTA.

  3. Ojo, la NOM-028-ENER-2010 no especifica “el retiro” de las tecnologías incandescentes. Especifica la eficacia mínima necesaria para ciertos tipos de lámparas. Existen muchas lámparas de tecnología incandescente/halógena que siguen alcanzando y superando esa especificación mínima.

    Hay que saber encontrar material de calidad y sobre todo, como ya mencionaron, hacer uso adecuado según las necesidades de cada aplicación.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: